Tengo deudas, ¿Es conveniente aceptar una Quita bancaria?


 En la actualidad es relativamente fácil  solicitar y obtener una tarjeta de crédito, una tarjeta departamental o servicios a crédito. Todos los días caminamos por la calle viendo meses sin intereses, descuentos, rebajas, es tan fácil comprar, es tan fácil endeudarnos que cuando menos lo esperamos ya cargamos con deudas las cuales nos es imposible cubrir. Ante ello muchas veces se recurre a una quita bancaria, sin saber cuáles son las implicaciones que esto conlleva al historial crediticio y cómo puede afectar en futuros créditos. Aquí te explicamos cómo funciona y qué tan conveniente es.

¿Qué es una  quita bancaria?

Una quita bancaria es un  convenio entre tú y  la entidad  que te ha otorgado el crédito que no has podido pagar. Se lleva a cabo por medio de un nuevo contrato en el que te comprometes con tu acreedor a pagar sólo un porcentaje de la deuda total en determinadas parcialidades con la finalidad de eliminar tu estatus de deudor y seguir incrementando comisiones por mora.

Este contrato tiene repercusiones para ambas partes:

  1. Para el banco: Este renuncia a su derecho de recibir el total de lo prestado más los intereses y comisiones acumulados, se conforma con un porcentaje y se compromete a eximirte de responsabilidades una vez liquidado lo acordado en tiempo y forma.
  2. Para el solicitante: Para ti que solicitas la quita, implicará una sanción mayor. En tu historial crediticio de Buró de crédito, si bien, aparecerá que has liquidado la deuda, lo hará con las anotaciones correspondientes, es decir, que los has hecho a través de una quita, lo cual marcará las claves 97 y LC en tu registro, mismas que representarán un obstáculo al momento de querer conseguir algún otro crédito en el futuro.

 ¿Me conviene una quita?

La respuesta puede ser muy relativa, todo depende de la situación en la que te encuentres. Si eres de las personas que muy seguido recurre a los créditos de cualquier tipo, llámese tarjetas de crédito, departamentales,  créditos personales, de nómina entre otros, te sugerimos no hacerlo, ya que la quita bancaria cerrará toda posibilidad de aprobación de cualquier crédito en un futuro.  Y será hasta que se elimine el registro que  podrás solicitar nuevamente estos servicios.

Sin embargo, si te encuentras muy endeudado, tus posibilidades de poder liquidar son vanas y  no es tu intención solicitar créditos inmediatamente, la quita bancaria podrías significar la solución a tus problemas.

TIPS

Para evitar cerrarte las puertas a créditos en el futuro es de suma importancia  saber administrar los que tienes por el momento. Te  sugerimos tomar en cuenta los siguientes puntos:

  • No solicites más créditos de los que puedas pagar, recuerda que son aliados solventar gastos imprevistos, o que no alcanzas a cubrir de forma inmediata, pero no son una extensión de tu sueldo
  • Si te has retrasado en tus pagos, antes de recurrir a una quita, trata de realizar recortes otros aspectos de tu vida que te lo permitan y no bloquees tus oportunidades de obtener un crédito a futuro.
  • Si hace tiempo que solicitaste una quita bancaria puedes asegurarte Aquí si ya no aparece en tus registros ante Buró de crédito.